El peor pecado para con nuestras criaturas amigas, no es el odiarlas,
sino ser indiferentes con ellas, esa es la esencia de la inhumanidad.

*George Bernard Shaw

lunes, 2 de febrero de 2009

OFFENBACH


"Alguien me preguntaba una vez cómo había afectado mi vida la llegada de Offenbach. Dije o creo que dije que mi vida se podía dividir en antes y después de Offenbach. Lo mismo ocurre con la llegada de mi mujer, Miriam Gómez, a mi vida, o de mis hijas. Pero estos últimos son cambios previsibles. El cambio con la llegada de Offenbach fue totalmente inesperado: yo estaba dispuesto a tolerar un gato en casa, pero nunca imaginé una asociación tan intensa como la que hemos trabado Offenbach y yo. Mi amor por esas doce libras de pelo, garras y ojos azules llega a dividir los visitantes a mi casa en dos categorías: los que admiran y los que desdeñan, aunque sea levemente, a Offenbach. Los primeros se convierten ipso facto en amigos a pesar de que su incidencia sea tan mínima como la de un técnico desconocido que viene a arreglar la televisión. Los segundos pasan a ser cuestionados enseguida, aun después de años de amistad intensa. Para mí el mundo se ha dividido en dos clases de personas: las que aman a los gatos y las otras. A estas últimas les recomiendo adoptar un gato desde ya y, de ser posible, adoptar un siamés, que son a los gatos lo que los perros satos a los otros: los que más dan pidiendo menos.
A través de Offenbach he podido entender el mundo animal de nuevo, que estaba vedado para mí desde que me hice adulto y los problemas humanos vinieron a abrumarme y a hacerme olvidar la sencilla vida animal, sus ciclos vitales y su ausencia de agonía: lo contrario de la agónica vida del único animal que sabe que se muere.
Offenbach es un animal feliz: sus exigencias son bien pocas y, aparte de una comida en la mañana y otra al final de la tarde, no exige otra cosa que lo que él mismo da a granel: cariño, una mano pasada por la cabeza y el lomo, una cepillada ocasional: atención. Pero a pesar de su humanización y de su reclusión hogareña, la vida de Offenbach está atemperada a los ciclos animales y universales: él y el cosmos son la misma cosa, y el gran abismo creado por la conciencia humana es franqueado por Offenbach todos los días con una sencillez admirable: el estoicismo animal es tan natural como la respiración."
(*)Fuente: Guillermo Cabrera Infante, fragmento de "Offenbach", en: O, Barcelona: Seix Barral, 1975.

4 comentarios:

Duncan de Gross dijo...

jeje, me encanta la literatura felina, y la foto la he llegado a utilizar yo en un par de post al hablar de Michel, porque se parece muchíiiiisimo al gato de la foto ;-)

Mundo Animal. dijo...

______s$$$$ss.__ss$$$$$$$$$ss
_______³$$$$$$$$$$$$$$$$$$$$$$s.
________$$$$$$$$$$$$$$$$$$$$$$$s.
________$$$$$$$$$$$$$$$$$(o)$$$$s
_______s$$$$$$$$$$$$$$$$$$$$$s$$$$$
______s$$$$$$$$$$$$$$$$$$³$$$$$$$$
______s$$$$$$$$$$$$$$$$$
_____$$$$$$$$$$$$$$
____s$$$$$$$$$$$
____s$$$$$$$$
____$$$$$$
____$$$$$
____$$$$
____$$$
____$$$
____$$$$
____$$$$$$$s
__s$$$$$ ' $$$$s,

BUENAS TARDES PASO A SALUDARTE
Y DESEARTE UNA EXCELENTE SEMANA
GRACIAS POR ACOMPAÑARNOS EN MUNDO ANIMAL.

Cabalayka dijo...

Tú ves dando pistas sobre la auténtica identidad Michel IV de gato y verás el cabreo que coge...Henriketo dice que como ponga otra foto suya....me voy a enterar de lo que vale una sardina...
Saluditos!!!

Cabalayka dijo...

Gracias Chris, feliz semana también para ti y gracias por tu entusiasta comentario...menudo dominio de las teclitas...

RIBA

Hermoso... amigos mios. Quería compartirlo con todos vosotr@s. Feliz día...

HERÁCLITO EL OSCURO

HENRIKETO RECOMIENDA